Rediseño de Sonic

Como es bien sabido, el poder de la nostalgia es algo que mueve a la gente y genera millones de dólares en taquillas. Los espectadores pueden ver nuevas películas sobre personajes de su infancia y los estudios obtienen mucho dinero, todos salen ganando. Prueba de ello son la multitud de remakes, reboots y secuelas basadas en historias, series, personajes y videojuegos de los años noventa. Por eso, resulta lógico que decidieron darle a Sonic, el famoso puercoespín azul de Sega, su propia entrada en la gran pantalla. El filme estuvo en planeación desde 2013 y pasaron varios años hasta que Paramount Pictures pudiera anunciar el primer trailer al respecto. Sin embargo, lo que nadie esperaba ver era un puercoespín azul con facciones y un cuerpo más humano, con ojos separados, labios y proporciones muy distintas a su contraparte original en los videojuegos.

La intención era crear una versión más “realista” del personaje, según dijeron los productores, para que estuviera más acorde con la historia y demás personajes de la película. Si bien suena razonable en teoría, los resultados fueron desastrosos, generando una oleada de críticas y comentarios negativos por parte de críticos y la audiencia. A pesar de que el equipo detrás de la película intentó dar explicaciones y calmar a los fans, finalmente Paramount tomó la decisión de borrar el trailer y el director, Jeff Fowler, anunció en su twitter que Sonic sería rediseñado, moviendo la fecha original de estreno en noviembre de 2019 a febrero de 2020. 

Finalmente, hace unos días salió a la luz un segundo trailer de la película, mostrando la nueva apariencia de Sonic, misma que va más en línea con su diseño original en los videojuegos. Esto finalmente contentó a los fans y les dio esperanzas de que la película aún tenía potencial. Pocas veces un estudio productor tan grande como Paramount Pictures toma tan en cuenta las opiniones del público, sin embargo, muchos están contentos de que lo haya hecho y a pesar de que rediseñar a Sonic representó un gasto adicional de 5 millones de dólares, los resultados sin duda dieron éxito. Ahora que la controversia en torno a la imagen de Sonic ha sido resuelta, solo queda esperar a ver la película para finalmente saber si realmente es buena.