como dirigir una película animada en 10 pasos

Hoy en día dirigir una película animada les ha permitido a los directores una capacidad infinita para crear historias memorables a la vez de tener más control creativo que nunca. Y es que la capacidad de controlar todos los aspectos de una película es exclusiva de la animación. Sin embargo, por todos los detalles que se tienen que supervisar en cada una de sus diferentes fases de producción, puede resultar una labor colosal para sus directores.

Y si bien puede parecer una tarea abrumadora, su proceso se puede desglosar de una manera más simple para poder entenderla mejor. Por ello a continuación te lo presentamos en 10 sencillos pasos:

 

1. La Historia
La base de cualquier película es su historia. En cuanto a fases, ya que la historia general es establecida, se desarrolla más a detalle la trama y los arcos narrativos para sus personajes.

Los directores deben tener una visión comprensiva acerca de la trama de la película y sus temas. Así se asegura de que la historia y el guion sean una base lo suficientemente sólida como para que pueda surgir el resto de la película.

dirigir una película animada: Pitching de escena

Imágenes propiedad de Pixar

 

2. Storyboard
Una vez que el guion ha llegado a un borrador final, se divide en escenas y estas serán dibujadas en paneles. El conjunto de estos es el storyboard y sirve para desarrollar visualmente la historia. En él se puede ver los componentes básicos de la animación y cómo cada panel se conecta para contar una historia; permitiendo al director visualizar las secuencias de la película. Durante este proceso, el director determina qué está funcionando en la historia y qué no, para luego hacer los cambios necesarios.

walle_storyboard_al_dirigir_una_pelicula_animada

Storyboard para Wall-e / Imagen propiedad de Pixar.

 

3. Edición y Animatics
Una vez que está el storyboard completo, se hace el animatic. Este es los bocetos de los guiones gráficos transmitidos con animación básica y ensamblados como un “montaje preliminar”. Puede incluir voz en off, música temporal y efectos de sonido.

Al dirigir una película de animación, el director trabaja en estrecha colaboración con el equipo de edición para determinar el ritmo, el diálogo y asegurarse de que la estructura de la historia se esté aterrizando. El animatic generalmente se presenta al director y a los ejecutivos; y a menudo hay una segunda reescritura del guion basada en problemas descubiertos en su revisión.

 

4. Casting y grabación de voz
Ya que el animatic y el guion están oficialmente listos, el director elige actores de voz para los personajes. El proceso de casting es fundamental y puede influir en gran medida en el producto final de una película.

Una vez que los actores son elegidos, se les trae para grabar el diálogo final para la animación. Normalmente esto se graba antes de la animación final, para que las expresiones faciales de los personajes puedan animarse usando como referencia las actuaciones de voz.

dirigir una película animada

Grabación de Voz para Red Shoes. / Propiedad de Sidus Animation.

 

5. Desarrollo Visual
Después toca desarrollar las imágenes de la película, y es la fase donde realmente toman forma su estilo visual y su estética. Los artistas conceptuales crean entornos, looks para los personajes, accesorios y paletas de colores. Esto ayuda a desarrollar una idea cohesiva del mundo de la película. Los directores deben asegurarse de que el desarrollo visual no solo haga que la película parezca cinematográfica, sino que también sirva a para transmitir mejor la historia.

Paleta de colores para visual development depersonajes de “Encanto” /

Paleta de colores para personajes de “Encanto” / Imagen propiedad de Disney

 

6. Pre-Visualización
Aquí los animadores utilizan el guion, storyboards, artes visuales y las grabaciones de voz para crear la película por primera vez en un entorno tridimensional. Los directores intercambian ideas con los artistas durante esta fase ya que este es el trabajo de base para dirigir lo que será la animación final. También es la última oportunidad para afinar las imágenes, la puesta en escena y hasta los movimientos de cámara.

dirigir una película animada: previsualización de escena para "Mi villano favorito 2"

Previsualización de “Mi Villano Favorito 2” / Propiedad de Illumination.

 

7. Producción y animación
La etapa más laboriosa de dirigir una película animada es la producción y la animación. Hay varios aspectos que se animan durante esta fase, como los personajes, sus vestuarios, las multitudes, los espacios, etc. Durante esta etapa, los artistas presentan sus animaciones al director y este debe ser crítico y proporcionar comentarios constructivos que impulsen la producción.

El director también trabaja en estrecha colaboración con el director de fotografía para crear elementos cinematográficos a través de la animación. Tal es la iluminación, el movimiento de la cámara y la profundidad de campo para que se adapten al medio animado.



Adobe Cloud - Photoshop & Lightroom

 

8. Composición
Ya que todos los materiales de la película han sido animados, se llevan a la etapa de composición. Al dirigir una película animada, esto es como una posproducción en la que los materiales animados de diversas fuentes se ensamblan y pulen para crear los fotogramas finales de la película.

Los fotogramas o cuadros finales ya renderizados se completan con iluminación, profundidad y otros elementos atmosféricos. Esta es la primera vez que el director ve el montaje de piezas animadas juntas. Proporcionará comentarios para, ya sea, agregar, quitar o cambiar elementos visuales según su criterio creativo. Aquí es donde una buena toma puede volverse aún más grandiosa.

 

9. Música y efectos de sonido
Una vez que se componen todas las escenas, se debe bloquear la edición final para ya no se realizan otros cambios importantes en la secuencia visual de la película. Es entonces cuando los diseñadores de sonido y los artistas foley se ponen a trabajar creando los efectos de sonido para la película.



En este punto también se crea el soundtrack de la película. El director colabora mucho con el compositor de la película para dirigir el ambiente a través de la música. También brinda retroalimentación y dirección sobre el diseño de sonido para garantizar que contribuya a contar la historia.

 

10. Color grading
Es la etapa final y una muy importante en la producción, sobre todo al dirigir una película animada. Ya que los mundos animados tienden a ser mucho más coloridos, el color grading ayuda a enfatizar aspectos de la historia, como los estados de ánimo, volver una escena triste o alegre, etc.

Aquí los directores también deben asegurarse de que los tonos y la paleta de color que se utilicen sirvan para fortalecer la historia y el tono general de la película.

Color grading en “Intensamente”

Color grading en “Intensamente” / Imágenes propiedad de Pixar

 

Con información de Studio Binder.